Domingo, 28 Mayo 2017 13:20

Jesús era el centro de su vida

Mª Augusta con unas chicas

Guadalupe Cedeño (Ecuador):  Decía: «El Señor te ama, y la Virgen también te quiere mucho. Y sabes que puedes dar más».

Guadalupe

Guadalupe Cedeño, candidata de la Siervas del Hogar de la Madre, nos ofrece en este artículo sus recuerdos sobre la vida de oración de Mª Augusta. Destaca que «era evidente que Jesús era el centro de su vida».

Yo recuerdo que Mª Augusta, al Señor le llamaba «Jesusito». Era muy cariñosa con el Señor, también con la Virgen. Como era muy vergonzosa, no siempre daba a notar lo que les quería, pero cuando la veías en su tiempo de oración, veías que era un tiempo entre ella y el Señor. Y cuando hablaba a las chicas, siempre les decía que Jesús las estaba esperando. Decía: «El Señor te ama, y la Virgen también te quiere mucho. Y sabes que puedes dar más». Siempre le decía a las chicas que le pidieran fuerzas al Señor para seguirle.

Era evidente que Jesús era el centro de su vida. Sí, Jesús era el centro de su vida totalmente. Recuerdo que ella decía que con quien más relación tenía era con el Señor, con el Corazón de Jesús. En una peregrinación en Quito, ella pudo dejar su aretes y empezar ya a entregar su vida al Señor. Ella tenía una unión fuerte con el Señor, y quería mucho al Corazón de Jesús, ¡muchísimo! Y siempre decía que estaba muy cercana a Él.

Días antes del terremoto

Maria Augusta con hermanas y candidatas trabajando dias antes del terremoto.

En la oración siempre estaba de rodillas. Y veías como que era entre Jesús y ella. Aunque también quería mucho a la Virgen, nos decía que su relación era con Jesús, que Jesús era «su Jesús», «Jesusito» le decía ella. Cuando era tiempo de hacer la oración, yo siempre recuerdo a Mª Augusta ir lo primero a buscar su Biblia. Yo recuerdo que decían: «¡¡Oración!!», y Mª Augusta iba corriendo a buscar su Biblia y su cuaderno. Estaba muy unida al Señor.

Recuerdo que, cuando daba catequesis, a las chicas les hablaba muy fuerte de Jesús. Fuerte, firme, pero a la vez con mucho cariño, tratando de llegar a ellas, no enojada. Les hablaba mucho de Jesús, y de que Jesús está en la Eucaristía, y que tenemos que amarle, que tenemos que ir a Misa no por ir o por compromiso de catequesis, sino ir y en verdad amarle, porque Él siempre nos está esperando. Ella siempre repetía eso a sus chicas de catequesis.

Buscar

Redes sociales

Newsletter semanal

Elegir idioma

Últimos recuerdos publicados de las compañeras


Escríbenos

Si tienes algún recuerdo o has recibido algún favor de la hna. Clare o de alguna de las 5 candidatas fallecidas en el terremoto de Ecuador, así como fotos o vídeos, te rogamos que nos lo mandes a través del formulario o enviando un e-mail a: hermanaclare@hogardelamadre.org

Por favor, no olvides indicar de dónde eres, sobre quién es la historia que nos cuentas y cómo la conociste.

Si quieres subir varias fotos, ponlas en un documento de word o júntalas en un archivo zip. Sólo se puede subir un archivo en este campo. También nos las puedes enviar por email: hermanaclare@hogardelamadre.org
Si tienes un vídeo de las hermanas o si quieres enviarnos tu testimonio grabado en vídeo, puedes subirlo aquí.

Powered by ChronoForms - ChronoEngine.com