Menu
Lunes, 18 Febrero 2019 21:00

¡Cambiar CUESTA! y ¡luchar CANSA!

Karolina (derecha)

Karolina Vera:  Es una carta que la Hna. Clare me entregó el sábado 9 de abril del 2016. Justo una semana antes del terremoto.

Karolina Vera nos envía la última carta que le escribió la Hna. Clare, justo una semana antes del terremoto del 16 de abril de 2016 en el que falleció la hermana. La Hna. Clare respondió a una especie de «llamada interior» a decirle una serie de cosas a Karolina. Una semana después, esa breve cartita se había convertido en el «testamento» de la Hna. Clare a Karolina. Karolina comienza explicándonos el contexto en que la Hna. Clare le entregó la carta. 

Hemos transcrito la carta, pero les invito a leer la carta desde el original, gracias a la fotografía que acompaña el artículo. El texto va acompañado de dibujitos —intraducibles en palabras— que refuerzan el contenido del texto.

La imagen que les envió es una carta que la Hna. Clare me entregó el sábado 9 de abril del 2016. Justo una semana antes del terremoto. Recuerdo que estábamos hablando un poquito fuera de la capilla del colegio. Yo notaba que ella estaba un poco extraña. Era como si tuviese que decirme algo que no se atrevía. La verdad es que yo conocía bastante bien a la Hna. Clare, pero no le tomé mucha importancia a aquello. 

En un momento dado, yo me enfadé un poquito por algo que ella me dijo y me fui. Entré en la capilla y me senté en el tercer banco. Dos minutos después, la Hna. Clare entró. Se arrodillo en la banca que estaba justo detrás de mí y me dijo al oído: «Como te has enfadado conmigo y te has ido no me ha dado tiempo a darte esto». Me enseñó la carta y continuó diciendo: «Me da mucha vergüenza hacer esto, pero el Señor me lo ha pedido y yo obedezco, aunque no entienda». Me dio la carta y salió de la capilla. 

Tengo que reconocer que me resultó gracioso al principio, porque la Hna. Clare y yo nos veíamos todos los días y lo que ella había escrito en la carta fácilmente me lo había podido decir cara a cara sin necesidad de escribirlo. Eso fue al principio, pero después entendí que era lo que Dios le pedía y que ella obedecía a ese pedido. Aquello se convirtió en un llamado de atención a mi conciencia, sobre cómo yo estaba obedeciendo a Dios y a las personas que estaban a mi alrededor. Entonces, ahí dejó de ser gracioso.

Siempre daré gracias a Dios por darme la oportunidad de haber vivido con la Hna. Clare y las chicas, y por todo lo que pude aprender y escuchar de ella.

Este es el texto de la carta:

La carta de la Hna. Clare a Karolina

Querida Karola:

¡Cambiar CUESTA! y ¡luchar CANSA!

Acuérdate de la primera vez que fuiste al Puyo. Te mandaron a la comunidad de Yan-Pis —¡la más difícil!—. ¿No es cierto que casi te quedaste a medio camino, en una de las comunidades anteriores?

¿Sabías que algunas personas, incluyendo al P. Pedro, te iban a dejar allí antes de llegar a tu meta (Yan-Pis)? Sin embargo, sacaste fuerza de donde parecía que no había y aunque te COSTABA y TE CANSABA, ¡¡LLEGASTE!! 

Aprende de esta lección… «Párame bola». ¡¡MERECE LA PENA!!!!

Nunca, nunca, NUNCA te alejes de Dios y de la Virgen. Si lo haces estás fregada. En serio. Eres buena gente y puedes dar y cambiar mucho. Lo sé. ¡Adelante, no tengas miedo!

Hna. Clare

«Si nos negamos a cambiar, rechazamos la persona que debemos ser».

Buscar

Newsletter semanal

Elegir idioma

  1. Valeria
  2. María Augusta
  3. Jazmina
  4. Mayra
  5. Catalina




«¿Qué más puedo hacer
por ti, Señor?»

instantanea valeria
 




«Sí, por la Virgen
hago lo que sea»

instantanea m augusta
 




«Yo sé que la Virgen
me quiere mucho»

instantaneas jazmina
 




«Dejé mis miedos y
me decidí por lo mejor»

instantanea mayra
 



«Voy a cambiar,
voy a dejar
esta vida que llevo»

instantanea catalina
 

Escríbenos

Si tienes algún recuerdo o has recibido algún favor de la hna. Clare o de alguna de las 5 candidatas fallecidas en el terremoto de Ecuador, así como fotos o vídeos, te rogamos que nos lo mandes enviando un e-mail a: hermanaclare@hogardelamadre.org

Por favor, no olvides indicar de dónde eres, sobre quién es la historia que nos cuentas y cómo la conociste.